martes, 31 de mayo de 2011

Retrospectiva: 27 años, 27 cumpleaños

El 26 de Mayo fue mi natalicio. 27 primaveras como le dicen. Logrado muchas cosas, por lograr muchas cosas.

Lo que más me llamó la atención es que es cierto algo que supuse desde hace años. A lo largo del tiempo, uno se va dando cuenta no sólo lo que quiere en la vida, sino a quién quiere en su vida. Porque hay gente dañina, hay gente molesta, hay gente amable, hay gente grosera, hay gente purista, hay gente de toda clase la verdad. Pero uno aprende y decide a quién quiere en la vida.

Nó solo eso. Uno no para de crecer, de aprender.Pero siempre hay algo importante por hacer. Romper ciclos. Los ciclos nos atrapan y hunden en un sinfín de caminos sinuosos que nos llevan siempre al lugar de inicio. Y es algo que sólo con meditación y tiempo he logrado superar, esos ciclos venenosos que nos llenan, hunden y matan.

Pero ya mucho de eso, porque la verdad es que estoy feliz, soy una persona que ha logrado superarse de quien era. Soy mejor que ayer, y mañana seré mejor que hoy, pero eso no me evita ser lo mejor que puedo ser cada día.

De niño soñé muchas cosas. Mis caminos no fueron los que yo soñaba, pero, sinceramente, no me puedo imaginar un mejor resultado.

A todo esto, nada más tomar un minuto para pensar. ¿Dónde estoy? ¿Quién soy? ¿Qué hago?

Pero lo más importante: ser feliz. Aprender a amar, abandonar los odios, es de lo más grande que se puede hacer con la vida.

No hay comentarios.: